¡Ante la lluvia, no baje la guardia!